LOS DOS CREDOS  DE LA IGLESIA CATÓLICA: APOSTÓLICO Y NICENO-CONSTANTINOPOLITANO




 

 

LOS DOS CREDOS  DE LA IGLESIA CATÓLICA: APOSTÓLICO Y NICENO-CONSTANTINOPOLITANO

 

 

 Lo que unifica a la Iglesia Católica es el Credo.
La fe recibida en el Bautismo necesita ser profesada, celebrada, vivida y orada.
Seguro que conocer el Credo de la Iglesia: el Credo Apostólico como el  Credo Niceno-Constantinopolitano te refortalecerá la fe en Cristo

 

I.-CREDO APOSTÓLICO 




       

CREO EN DIOS PADRE

Creo en Dios Padre Todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra; 
CREO EN JESUCRISTO
y en Jesucristo, su único Hijo, Señor nuestro;
 que fue concebido del Espíritu Santo, 
nació de la virgen María, 
padeció bajo el poder de Poncio Pilatos;
 fue crucificado, muerto y sepultado; 
descendió a los infiernos; 
al tercer día resucitó de entre los muertos;
 subió al cielo,
y está sentado a la diestra de Dios Padre Todopoderoso; 
y desde allí vendrá al fin del mundo 
a juzgar a los vivos y a los muertos.
CREO EN EL ESPÍRITU SANTO
Creo en el Espíritu Santo, 
CREO EN LA IGLESIA
la Santa Iglesia Universal, la comunión de los santos,
CREO EN LA RESURRECCIÓN Y VIDA ETERNA
el perdón de los pecados, la resurrección de la carne y la vida perdurable.

 

 Amén.



II.-CREDO NICENO-CONSTANTINOPOLITANO


  

CREO EN DIOS PADRE
Creo en un solo Dios, Padre Todopoderoso,
Creador del cielo y de la tierra,
de todo lo visible e invisible.
CREO EN JESUCRISTO
Creo en un Solo Señor Jesucristo,
Hijo único de Dios,
nacido del Padre antes de todos los siglos:
Dios de Dios, Luz de Luz,
Dios verdadero de Dios verdadero,
engendrado, no creado, de la misma naturaleza del Padre,
por quien todo fue hecho.
El cual por nosotros los hombres, bajó del cielo,
y por obra del Espíritu Santo
se encarnó de maría la Virgen, y se hizo hombre;
y por nuestra causa fue crucificado en tiempos de Poncio Pilatos,
padeció y fue sepultado,
y resucitó al tercer día, según las Escrituras,
y subió al cielo, y está sentado a la derecha del Padre;
y de nuevo vendrá con gloria
para juzgar vivos y muertos, y su reino no tendrá fin.
CREO EN EL ESPÍRITU SANTO
Creo en el Espíritu Santo, Señor y dador de vida,
que procede del Padre y del Hijo
que con el Padre y el Hijo recibe una misma adoración y gloria,
y que habló por los profetas.
CREO EN LA IGLESIA
Creo en la Iglesia, que es una, santa, católica y apostólica.
CREO EN EL BAUTISMO
Confieso que hay un solo bautismo para el perdón de los pecados.
CREO EN LA RESURRECCIÓN Y VIDA ETERNA
Espero la resurrección de los muertos
y la vida del mundo futuro.
Amén.
 





VIDEOS SOBRE preguntas con respuesta

 

Encontrarás una lista de reproducción en Youtube sobre algunas preguntas que te haces y tienen respuesta.  

 

 

 




   CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

CONOCE LUCES EN LA NOCHE EN BUBOK

LUCES EN LA NOCHE (Pulsa aquí)

 

 

     

 

                                                      CONOCE PALABRAS AL VIENTO EN BUBOK

PALABRAS AL VIENTO

 

 

Conoce mis libros en Bubok: 

                 Suscríbase al canal:

CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

Gracias por entrar en mi canal de Youtube

*Si te gustó el video dale a me gusta (like)

 

 




 

 

LLAMADOS A SER SANTOS




 

 

 

LLAMADOS A SER SANTOS

 

 

 

Todos estamos llamados a ser santos. La Santidad es participar de la Santidad del Santo por excelencia, del Único Santo: Dios.

 

 

 

 

     No olvidemos que todos estamos llamados a ser santos, y la aspiración de todo cristiano-a es la Santidad.  
      La Santidad es participar de la Santidad del Santo por excelencia, del Único Santo: Dios.

     La voluntad del Padre celestial pasa por hacer posible el dinamismo del amor… En el fondo, la voluntad del Padre pasa por amar a Dios con todas nuestras fuerzas y al prójimo como a nosotros mismos. ¡Cómo resuena en este momento, en esta sintonía evangélica, las palabras de San Juan de la Cruz: “Al final de los días nos examinarán del amor”!

     La santidad lleva al ser humano más allá incluso de la meta moral que consiste en construir un «hombre auténtico y realizado». Los santos palpan de vez en cuando la perfección suprema de Dios y nos recuerdan a los humanos que el mal puede ser vencido solamente con sacrificio, constancia y confianza.

    Ser santos es la grandeza del ser humano que reconoce que el evangelio solamente puede transformar las raíces de la sociedad y de la humanidad, anclados a menudo en la tierra de la propiedad privada, el lucro y el poder. ¡Sí, adquirir, poseer y lucrar son los derechos sagrados e inalienables del individuo en nuestra sociedad y los santos nos recuerdan que todo eso debe ser superado y triturado por el amor!

      San Ignacio de Antioquia recibió el martirio el año 107 en tiempos del Emperador Trajano, y durante su viaje a Roma escribió siete cartas, dirigidas a varias Iglesias. En una de esas cartas a los cristianos de Roma escribía: “lo único que PARA mí habéis de pedir es que tenga fortaleza interior y exterior, para que no sólo hable, sino que esté también interiormente decidido, a fin de que sea cristiano no sólo de nombre, sino también de hecho. Si me porto como cristiano, tendré también derecho a este nombre y, entonces, seré de verdad fiel a Cristo”.

      Madre Teresa de Calcuta que «la santidad consiste en hacer la voluntad de Dios con alegría… La fidelidad forja a los santos”, y Francois Xavier Ngyyên Van Thuân se convenció que “vivir el momento  presente era el camino más sencillo y seguro para alcanzar la santidad…Yo no voy a esperar. Viviré el momento presente, llenándolo de amor”.

   

 

DESCUBRE EL CREDO DE LA IGLESIA CATÓLICA

 

 

 

 

 

 




   CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

CONOCE LUCES EN LA NOCHE EN BUBOK

LUCES EN LA NOCHE (Pulsa aquí)

 

 

     

 

                                                      CONOCE PALABRAS AL VIENTO EN BUBOK

PALABRAS AL VIENTO

 

 

                                                              Entra:  MIS LIBROS EN BUBOK (Pulsa aquí)

                            

Gracias por tu visita. Si te ha gustado este artículo añade me gusta. Compártelo en las redes




 

 

 

LAS OBRAS CORPORALES Y ESPIRITUALES DE LA MISERICORDIA.




 

 

 

LAS OBRAS CORPORALES Y ESPIRITUALES DE LA MISERICORDIA.

 

 

           Conoce las obras de la misericordia, corporales y espirituales. Ejercitarlas te hará bien y te ayudará a vivir tu fe.

 

 

 

I.- Obras de misericordia corporales:
En su mayoría salen de una lista hecha por el Señor en su descripción del Juicio Final. Son:
1) Visitar a los enfermos
2) Dar de comer al hambriento
3) Dar de beber al sediento
4) Dar posada al peregrino
5) Vestir al desnudo
6) Visitar a los presos
7) Enterrar a los difuntos

II.- Obras de misericordia espirituales:
Han sido tomadas por la Iglesia de otros textos que están a lo largo de la Biblia y de actitudes y enseñanzas del mismo Cristo: el perdón, la corrección fraterna, el consuelo, soportar el sufrimiento, etc. Son:
1) Enseñar al que no sabe
2) Dar buen consejo al que lo necesita
3) Corregir al que se equivoca
4) Perdonar al que nos ofende
5) Consolar al triste
6) Sufrir con paciencia los defectos del prójimo
7) Rezar a Dios por los vivos y por los difuntos.

 

                                                                         

 




   CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

           

CONOCE LA CÁMARA CON LA QUE GRABO MI VIDEOS

 

Panasonic HC-V180EG-K – Videocámara

(2,51 MP, MOS BSI, 25,4/5,8 mm (1/5.8″), 1,67 MP, 2,2 MP, 50x) de Panasonic
Precio: EUR 178,77 Envío GRATIS.
Precio final del producto
Videocámara Full-HD con zoom digital de 90x
La lente tiene un zoom óptico de 50x, f/1.8-4.2
Función de nivel de disparo y detección de vibración de la mano de 5 ejes
Dispone de un Sensor MOS BSI 1/5.8-type de 2.5 MP

CONOCE ESTOS LIBROS MÍOS EN BUBOK

DESEOS DE ETERNIDAD 

 PALABRAS AL VIENTO

LUCES EN LA NOCHE

     MIRADA NUEVA 

                                                       Entra:  MIS LIBROS EN BUBOK

                                                             Conoce amazon.es    AMAZON             

Conoce mi página web:

www.marinaveracruz.net

Gracias por tu visita. Si te ha gustado este artículo añade me gusta. Compártelo en las redes