EL TIEMPO DEL ADVIENTO.




 

 EL TIEMPO DEL ADVIENTO

 

 

 

    Vive con auténtica espiritualidad cristiana el tiempo  del Adviento, un tiempo litúrgico importante para los cristianos. 

 

 

 

           El Adviento es un tiempo especial de gracia y de una invitación a reconocer las “Venidas del Señor”.

a) El Adviento es un tiempo para “RECORDAR”: El Señor vino y “acampó entre nosotros”.

Cuando nosotros hoy celebramos el Adviento y centramos nuestra mirada en la espera y la preparación de la venida de Jesús, quiere decir que miramos hacia atrás, hacia aquel acontecimiento transcendental y lo queremos revivir con toda la intensidad.
En Adviento nos preparamos para celebrar este hecho decisivo: Dios se ha hecho hombre, Dios ha venido a vivir nuestra misma vida, Dios ha entrado en nuestra historia y ha abierto un camino de liberación, Dios ha hecho suya nuestra debilidad. Para poder celebrar intensamente este hecho decisivo, lo que la Navidad significa, tenemos que despertar en nosotros una actitud de espera, de deseo de la venida del Señor.

b) El Adviento es un tiempo para “CELEBRAR”:

El Señor viene en la Iglesia por medio del Espíritu Santo.

c) El Adviento es un tiempo para “ESPERAR”:

El Señor vendrá al final de los tiempos en el que Dios será todo en todos.
La Iglesia se prepara a la Navidad permaneciendo vigilante y en oración. Por eso cuenta con tres modelos: El Profeta Isaías, Juan Bautista y María, la Madre del Señor.

 

                                         UNA LISTA DE VIDEOS SOBRE EL ADVIENTO.

 

         Entra:  MIS LIBROS EN BUBOK (Pulsa aquí)

                            

Conoce mi página web:

www.marinaveracruz.net

Gracias por tu visita. Si te ha gustado este artículo añade me gusta. Compártelo en las redes

 

 

                                            UNA LISTA DE VIDEOS FAVORITOS

 

 




 

 

ORACIÓN PARA IRRADIAR A CRISTO DEL CARDENAL NEWMAN




ORACIÓN PARA IRRADIAR A CRISTO DEL CARDENAL NEWMAN

 

 

       Preciosa oración del Cardenal Newman. Tenemos que esparcir la fragancia de Cristo como cristianos. 
   

 

 

    Oh Jesús, ayúdame a esparcir tu fragancia dondequiera que vaya. Inunda mi alma de tu espíritu y vida.   

    Penétrame y aduéñate tan por completo de mí, que toda mi vida sea una irradiación de la tuya. Ilumina por mi medio y de tal manera toma posesión de mí, que cada alma con la que yo entre en contacto pueda sentir tu presencia en mi alma.
   Que al verme no me vea a mí, sino a Ti en mí. Permanece en mí. Así resplandeceré con tu mismo resplandor, y que mi resplandor sirva de luz para los demás. Mi luz toda de Ti vendrá, Jesús: ni el más leve rayo será mío. Será Tú el que iluminarás a otros por mi medio.
   Sugiéreme la alabanza que más te agrada, iluminando a otros a mi alrededor. Que no te pregono con palabras sino con mi ejemplo, con el influjo de lo que yo lleve a cabo, con el destello visible del amor, que mi corazón saca de Ti. ¡Amén!

 

 

 

 

         Entra:  MIS LIBROS EN BUBOK (Pulsa aquí)

                            

Conoce mi página web:

www.marinaveracruz.net

Gracias por tu visita. Si te ha gustado este artículo añade me gusta. Compártelo en las redes

 

 




 

LA AVENTURA DE SER CRISTIANO




LA AVENTURA DE SER CRISTIANO

 

       

                      La aventura de ser cristiano significa vivir, obrar, sufrir y morir como verdadero hombre/mujer siguiendo a Jesucristo.

 

 

 

 

 LA AVENTURA DE SER CRISTIANO

            Ser cristiano significa vivir, obrar, sufrir y morir como verdadero hombre/mujer siguiendo a Jesucristo.

         Ser Cristiano es, ante todo, el que procura vivir su humanidad, socialidad y religiosidad a partir de Cristo.

      Lo distintivo de ser cristiano es una persona, Jesucristo. Hace referencia a una persona histórica muy concreta: Jesús de Nazaret.

          

RASGOS FUNDAMENTALES DE LA AVENTURA DE SER CRISTIANO

 

1.-Una PERSONA EN CRECIMIENTO.
2.-Una persona que CREE EN ALGUIEN más que en ALGO. Ese Alguien es el DIOS UNO Y TRINO, manifestado plenamente en JESUCRISTO.
3.-Una persona que ORA, se mantiene abierto al diálogo, escucha, agradece, y pide que se haga la VOLUNTAD DE DIOS en su vida.
4.-Una persona que TRABAJA para mejorar y transformar este mundo. Busca el control de las enfermedades. Vive el trabajo como un medio para realizarse y ayuda a los demás a realizarse como personas.
5.-DA SENTIDO TRASCENDENTE A SU SEXUALIDAD. Toma una actitud responsable ante la procreación y comprende la sexualidad como la expresión y el encuentro entre las personas que se aman.
6.-SABE DAR SENTIDO AL SUFRIMIENTO. No al masoquismo ni a creer que el dolor es un bien. Reconoce que por el sufrimiento “completa y actualiza lo que falta a la pasión de Cristo”.
7.-AMA AL PRÓJIMO. Sólo se puede amar a Dios amando a nuestro prójimo.
8.-CELEBRA LA EUCARISTÍA, comprometiendo toda su vida en ella.
9.-PERTENECE A UNA COMUNIDAD, unido por la fe y la acción evangelizadora.
10.-Una persona que VIVE LA ESPERANZA, superando toda angustia.
11.-REALIZA A CRISTO.
12.-Llama a DIOS PADRE, con providencia, amor y misericordia.
13.-Se confiesa PECADOR.
14.-Se sabe SALVADO y vive en agradecimiento.
15.-ES HEREDERO DE UNA TRADICIÓN Y DE UNA HISTORIA.
16.-Vive sus responsabilidades en la sociedad con unos COMPROMISOS laborales, políticos, técnicos, económicos…
17.-TIENE VOLUNTAD DE SALVAR, no de condenar.
18.-Un COMPROMETIDO CON LA NO VIOLENCIA.
19.-Vive la LIBERTAD INTERIOR, sin admitir coacciones personales, ideológicas o legales.
20.-TOMA POSTURA CRÍTICA ante el confort y el Consumo.
21.-Se RESPONSABILIZA de la EVANGELIZACIÓN de la generación siguiente con su manera de vivir.
22.-TOMA POSTURA ESPECÍFICA ANTE LA MUERTE, no aferrándose a la vida sin más, sino esperando encontrarse con Alguien que le salva y le ama.
23.-VALORA MÁS A LAS PERSONAS que a las verdades.
24.-ASPIRA A LA PERFECCIÓN, la del Padre Eterno.
25.-SE SIENTE EN MISIÓN: la de anunciar la Buena Nueva.
26.-Una persona HUMILDE, y vive en la verdad.
27.-Una persona ALEGRE Y SIEMBRA ALEGRÍA. Vive en paz interior y transmite con su vida la Presencia de Dios.

 

 




 

 

   CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

           

CONOCE ESTOS LIBROS MÍOS EN BUBOK

DESEOS DE ETERNIDAD 

 PALABRAS AL VIENTO

LUCES EN LA NOCHE

     MIRADA NUEVA 

                                                       Entra:  MIS LIBROS EN BUBOK

                                                             Conoce amazon.es    AMAZON             

Conoce mi página web:

www.marinaveracruz.net

Gracias por tu visita. Si te ha gustado este artículo añade me gusta. Compártelo en las redes

 




CREDO DE LA IGLESIA CATÓLICA




     

CREDO DE LA IGLESIA CATÓLICA

                                                                 Conoce el Credo de la Iglesia Católica.
 Lo que unifica a la Iglesia Católica es el Credo.
La fe recibida en el Bautismo necesita ser profesada, celebrada, vivida y orada.

I.-CREDO APOSTÓLICO

CREO EN DIOS PADRE

Creo en Dios Padre Todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra; 
 
CREO EN JESUCRISTO
y en Jesucristo, su único Hijo, Señor nuestro;
 que fue concebido del Espíritu Santo, 
nació de la virgen María, 
padeció bajo el poder de Poncio Pilatos;
 fue crucificado, muerto y sepultado; 
descendió a los infiernos; 
al tercer día resucitó de entre los muertos;
 subió al cielo,
y está sentado a la diestra de Dios Padre Todopoderoso; 
y desde allí vendrá al fin del mundo 
a juzgar a los vivos y a los muertos.
 
CREO EN EL ESPÍRITU SANTO
Creo en el Espíritu Santo, 
 
CREO EN LA IGLESIA
la Santa Iglesia Universal, la comunión de los santos,
 
CREO EN LA RESURRECCIÓN Y VIDA ETERNA
el perdón de los pecados, la resurrección de la carne y la vida perdurable.
 Amén.


 

II.-CREDO NICENO-CONSTANTINOPOLITANO

 

CREO EN DIOS PADRE
Creo en un solo Dios, Padre Todopoderoso,
Creador del cielo y de la tierra,
de todo lo visible e invisible.
 
CREO EN JESUCRISTO
Creo en un Solo Señor Jesucristo,
Hijo único de Dios,
nacido del Padre antes de todos los siglos:
Dios de Dios, Luz de Luz,
Dios verdadero de Dios verdadero,
engendrado, no creado, de la misma naturaleza del Padre,
por quien todo fue hecho.
El cual por nosotros los hombres, bajó del cielo,
y por obra del Espíritu Santo
se encarnó de maría la Virgen, y se hizo hombre;
y por nuestra causa fue crucificado en tiempos de Poncio Pilato,
padeció y fue sepultado,
y resucitó al tercer día, según las Escrituras,
y subió al cielo, y está sentado a la derecha del Padre;
y de nuevo vendrá con gloria
para juzgar vivos y muertos, y su reino no tendrá fin.
 
CREO EN EL ESPÍRITU SANTO
Creo en el Espíritu Santo, Señor y dador de vida,
que procede del Padre y del Hijo
que con el Padre y el Hijo recibe una misma adoración y gloria,
y que habló por los profetas.
 
CREO EN LA IGLESIA
Creo en la Iglesia, que es una, santa, católica y apostólica.
 
CREO EN EL BAUTISMO
Confieso que hay un solo bautismo para el perdón de los pecados.
 
CREO EN LA RESURRECCIÓN Y VIDA ETERNA
Espero la resurrección de los muertos
y la vida del mundo futuro.




   CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

CONOCE ALGUNOS LIBROS MÍOS EN BUBOK

DESEOS DE ETERNIDAD  (Pulsa aquí)

 

 PALABRAS AL VIENTO (Pulsa aquí)

 

LUCES EN LA NOCHE (Pulsa aquí)

 

     MIRADA NUEVA (Pulsa aquí)

 

 

 

 

                                                              Entra:  MIS LIBROS EN BUBOK (Pulsa aquí)

                            

Conoce mi página web:

www.marinaveracruz.net

Gracias por tu visita. Si te ha gustado este artículo añade me gusta. Compártelo en las redes

 




 

 

EL SALMO 22-EL SEÑOR ES MI PASTOR.




 

 

EL SALMO 22-EL SEÑOR ES MI PASTOR.

 

 

 El Salmo 22-El Señor es mi Pastor es uno de los salmos más utilizados en la Iglesia por los cristianos de todos los tiempos. 

 

 

      Jesús se nos presenta como el Buen Pastor enviado a conducir a todo el rebaño de los fieles y como huésped acogedor para todos los que somos peregrinos hacia la Casa del Padre.

      Este precioso Salmo usa dos imágenes para referirse al Señor: como Pastor y como Anfitrión, usadas después en el Nuevo Testamento.
     Este Salmo adquiere su pleno significado en las palabras de Jesús en el Evangelio de San Juan: Yo soy el buen pastor; conozco mis ovejas y las mías me conocen a mí (Jn 10, 14).
      Jesús usará esta misma comparación para explicar que es el Buen Pastor que “da su vida por las ovejas” manifestando así su gran amor por los hombres.
     La imagen del pastor se aplica en el Antiguo Testamento al rey y a Dios mismo como protector de su pueblo.
     La seguridad que ofrece el Señor, aun en medio de las mayores tribulaciones, lleva a confiar en El, en su autoridad y firmeza simbolizadas por la “vara y el cayado”.

 

El Señor es mi Pastor, nada me falta:
en verdes praderas me hace recostar;
me conduce hacia fuentes tranquilas
y repara mis fuerzas;
me guía por el sendero justo,
por el honor de su nombre.
Aunque camine por cañadas oscuras,
nada temo, porque tu vas conmigo:
tu vara y tu cayado me sosiegan.
Preparas una mesa ante mí,
enfrente de mis enemigos;
me unges la cabeza con perfume,
y mi copa rebosa.
Tu bondad y tu misericordia me acompañan
todos los días de mi vida,
y habitaré en la casa del Señor
por años sin término.

 

 

 




   CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

CONOCE ALGUNOS LIBROS MÍOS EN BUBOK

DESEOS DE ETERNIDAD  (Pulsa aquí)

 

 PALABRAS AL VIENTO (Pulsa aquí)

 

LUCES EN LA NOCHE (Pulsa aquí)

 

     MIRADA NUEVA (Pulsa aquí)

 

 

 

 

                                                              Entra:  MIS LIBROS EN BUBOK (Pulsa aquí)

                            

Conoce mi página web:

www.marinaveracruz.net

Gracias por tu visita. Si te ha gustado este artículo añade me gusta. Compártelo en las redes

 




 

EL SACRAMENTO DE LA UNCIÓN DE ENFERMOS




 

 

 

 

               EL SACRAMENTO DE LA UNCIÓN DE ENFERMOS

 

 

     EL SACRAMENTO DE LA UNCIÓN DE ENFERMOS. Conoce el Sacramento de la UNCIÓN DE ENFERMOS en la Iglesia Católica y descubrirás su importancia.

 

 

 

SACRAMENTO DE LA UNCIÓN DE ENFERMOS: 

 “La unción es Sacramento de vida, expresión de la acción liberadora de Cristo”
    “Con la sagrada unción de enfermos y con la oración de los presbíteros, toda la Iglesia entera encomienda a los enfermos al Señor sufriente y glorificado para que los alivie y los salve. Incluso los anima a unirse libremente a la pasión y muerte de Cristo, y contribuir así al bien del Pueblo de Dios” (LG. 11)

    El Sacramento de la Unción de enfermos es un Sacramento de vivos y por medio de él suplicamos a Cristo que fortalezca al cristiano ante la enfermedad y la vejez.
   La Iglesia, en el Vaticano II, expresa maravillosamente: “Con la sagrada unción de enfermos y con la oración de los presbíteros, toda la Iglesia entera encomienda a los enfermos al Señor sufriente y glorificado para que los alivie y los salve. Incluso los anima a unirse libremente a la pasión y muerte de Cristo, y contribuir así al bien del Pueblo de Dios” (LG. 11).

Los frutos de este Sacramento para el enfermo son saludables:

*une el enfermo a la pasión de Jesucristo;
*le produce consuelo, paz y fortaleza;
*el perdón de los pecados, si no ha podido obtenerlo con el Sacramento de la Penitencia;
*le da la salud corporal, si le conviene, y le prepara para el paso a la vida eterna.

TODOS ORAMOS POR LOS ENFERMOS:

    La Iglesia ora por los enfermos y ora encomendándoles al Señor doliente y glorioso para que les alivie y les salve,
    Todos como cristianos estamos invitados a orar al Señor en la enfermedad y en la debilidad, a reencontrarnos con Jesucristo en el rostro y el mundo del dolor.
   Todos nosotros somos invitados a orar por todos los enfermos de nuestra Parroquia, para que no desfallezca su ánimo, y no se debilite su fe, ayudándoles a asociarse a la “PASIÓN Y MUERTE” de Jesucristo, completando lo que falta a la Pasión del Señor.

    Sintamos la cercanía de la Virgen María Ella es la Madre de los enfermos y la “compañera de camino” en el dinamismo de nuestro seguimiento cristiano.

 

 

CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

Entra:  http://www.bubok.es/autores/sembradordeversos 

 Conoce amazon.es

 

 




   CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

CONOCE ALGUNOS LIBROS MÍOS EN BUBOK

DESEOS DE ETERNIDAD  (Pulsa aquí)

 

 PALABRAS AL VIENTO (Pulsa aquí)

 

LUCES EN LA NOCHE (Pulsa aquí)

 

     MIRADA NUEVA (Pulsa aquí)

 

 

 

 

                                                              Entra:  MIS LIBROS EN BUBOK (Pulsa aquí)

                            

Conoce mi página web:

www.marinaveracruz.net

Gracias por tu visita. Si te ha gustado este artículo añade me gusta. Compártelo en las redes

 




ESPECIAL PARA EL DÍA DE LOS DIFUNTOS




 

 

ESPECIAL PARA EL DÍA DE LOS DIFUNTOS

 

  Esta Conmemoración es  una oportunidad única para reafirmar la esperanza cristiana y la vida eterna.

 

                               

 

                                    1.- MÁS ALLÁ DE LAS FRONTERAS DE LA MUERTE

       La celebración de todos los difuntos nació en Cluny (Francia) en el siglo X y se celebró siempre el día 2 de Noviembre. 

       Fue creado por San Odilo, abab del Monasterio de Cluny, para realizar oraciones, no solamente por los protectores laicos difuntos como se hacía hasta ese momento, “por todos los muertos”. Roma adoptó esta celebración y la extendió a toda la Iglesia.

        La sociedad actual, hedonista, ha arrinconado, e incluso se ha olvidado de la muerte y del sufrimiento, convirtiéndolos en espectáculos para entretener; también no es menos cierto que la muerte es una amenaza para la vida del ser humano. Ya está presente en el momento de nacer como la tendencia final. 

    Ella arrasa personas, pueblos, civilizaciones, proyectos… La muerte nos acerca a las personas a nuestro interior más que la presencia física y nos despierta del sueño de lo inmediato y sensorial.

    La muerte es el combate más pálido de la existencia humana pero que nos da la oportunidad de sumergirnos en el secreto de los muertos de ayer, testigos predilectos de la fugacidad de la vida y del tiempo.

     La Conmemoración de todos los difuntos nos invita a mirar a la muerte desde la perspectiva cristiana y no caer en la “desesperación más profunda”.

      El Vaticano II, en la Constitución Dogmática “Gaudium et Spes”, lo expresa bellamente: “El máximo enigma de la vida humana es la muerte. El hombre sufre con el dolor y con la disolución progresiva del cuerpo. Pero su máximo tormento es el temor por la desaparición perpetua. … Mientras toda imaginación fracasa ante la muerte, la Iglesia, aleccionada por la Revelación divina, afirma que el hombre ha sido creado por Dios para un destino feliz situado más allá de las fronteras de la miseria terrestre. … (G.S. 18)

      La muerte es el palpitar silencioso que nos hace estallar en lo cotidiano y nos acerca sin notarse a la más clara memoria: ser hijos de la tierra y peregrinos hacia el cielo.

 

 

                                         2.-LA VIDA ETERNA Y EL CIELO

       Muchos se preguntan si verdaderamente existe la vida eterna y el cielo.  

     El Papa Juan Pablo II, en unas Catequesis sobre el cielo, en el año 1999, decía: “En el marco de la Revelación, sabemos que el “cielo” o la “bienaventuranza” en la que nos encontraremos no es una abstracción , ni tampoco un lugar físico entre las nubes, sino una relación viva y personal con la Santísima Trinidad” (21-7-1999).

   Benedicto XVI, en la oración del Ángelus del 1 de Noviembre del 2006, decía: “Para nosotros, los cristianos, “vida eterna” no indica solo una vida que dura para siempre, sino, más bien, una nueva calidad de existencia, plenamente inmersa en el amor de Dios, que libra del mal y de la muerte, y nos pone en comunión sin fin con todos los hermanos y hermanas que participan del mismo Amor. Por tanto, la eternidad ya puede estar presente en el centro de la vida terrena y temporal, cuando el alma, mediante la gracia, está unida a Dios su fundamento último” (1-11-2006).

 

 

                         3.-MIRAR A LA VIDA ETERNA NO DESCUIDA LO TERRENO

 

    El ser humano se resiste a desaparecer para siempre y cuando se impone toda desesperanza, entonces, de inmediato, brota, desde el mismo interior, una rebeldía que le impulsa a hacer creíble su esperanza.

   Más allá del tiempo, en ese espacio sin tierra y sin nombre, dónde las horas no existen y la eternidad se hace perenne, nos volveremos a encontrar.

   El Papa Juan Pablo II, en unas Catequesis sobre el cielo, en el año 1999, decía: “En el marco de la Revelación, sabemos que el “cielo” o la “bienaventuranza” en la que nos encontraremos no es una abstracción , ni tampoco un lugar físico entre las nubes, sino una relación viva y personal con la Santísima Trinidad” (21-7-1999)…

   Esa esperanza es el arma que nos mantendrá despiertos en esta tierra y la antorcha que hará soportable nuestros pasos. ¡Si, “La esperanza es la virtud teologal por la que aspiramos al Reino de los cielos y a la vida eterna como felicidad nuestra, poniendo nuestra confianza en las promesas de Cristo y apoyándonos no en nuestras fuerzas sino en los auxilios de la gracia del Espíritu Santo” (CIC 1817)!

   No se niega la esperanza de “un cielo nuevo y una tierra nueva” en nombre del descuido de lo terreno, sino que más bien “se equivocan los cristianos que, bajo el pretexto de que no tenemos aquí ciudad permanente, pues buscamos la futura, consideran que puedan descuidar las tareas temporales, sin darse cuenta de que la propia fe es un motivo que les obliga al más perfecto cumplimiento de todas ellas, según la vocación personal de cada uno” (GS 43).

   Se nos invita a mirar al futuro y abrirnos de “par en par” a la esperanza. Y la esperanza lanza un grito de alegría porque sabe bien, en lo más profundo de su esencia, que “la salvación anunciada es la salvación que trae el Señor”. Esa salvación proviene de Dios y no es solamente hechura de manos del hombre, aunque sabe bien que “la virtud de la esperanza corresponde al anhelo de felicidad puesto por Dios en el corazón de todo hombre” (CIC 1818).

   ¡Vive con esperanza el anhelo de “un cielo nuevo y una tierra nueva, sabiendo que la vida eterna será una relación viva y personal con la Santísima Trinidad en su plenitud, admitiendo que la “eternidad ya puede estar presente en el centro de la vida terreno y temporal, cuando el alma, mediante la gracia, está unida a Dios, su fundamento último” (Benedicto XVI)!

    

 

4.-LA MUERTE ES EL MAYOR ENIGMA DE LA VIDA HUMANA

 

     La Festividad de todos los difuntos nos invita a mirar a la muerte desde la perspectiva cristiana y no caer en la “desesperación más profunda”. 

    El Vaticano II, en la Constitución Dogmática “Gaudium et Spes”, lo expresa bellamente: “El máximo enigma de la vida humana es la muerte. El hombre sufre con el dolor y con la disolución progresiva del cuerpo. Pero su máximo tormento es el temor por la desaparición perpetua. … Mientras toda imaginación fracasa ante la muerte, la Iglesia, aleccionada por la Revelación divina, afirma que el hombre ha sido creado por Dios para un destino feliz situado más allá de las fronteras de la miseria terrestre. … (G.S. 18)

     La muerte nos acerca a las personas a nuestro interior más que la presencia física y nos despierta del sueño de lo inmediato y sensorial. 

    La muerte es el combate más pálido de la existencia humana pero que nos da la oportunidad de sumergirnos en el secreto de los muertos de ayer, testigos predilectos de la fugacidad de la vida y del tiempo.

     La muerte es el palpitar silencioso que nos hace estallar en lo cotidiano y nos acerca sin notarse a la más clara memoria: ser hijos de la tierra y peregrinos hacia el cielo.

     Martín Descalzo, sacerdote y escritor católico, vivió su proceso de enfermedad de manera admirable. Él decía que “Morir es sólo morir. Morir se acaba. Morir es una hoguera fugitiva. Es cruzar una puerta a la deriva y encontrar lo que tanto se buscaba”.

     ¡Qué bien supo expresar Martín Descalzo que para el cristiano la muerte no es la palabra última de la existencia humana y que la muerte es la puerta que nos acerca a lo que tanto buscamos y anhelamos, el encuentro con el Eterno!

 

 

 

                                            Al Atardecer de la vida nos examinarán del amor

 

 

 

 

 

                           Conoce esta magnífica obra de Miguel Ángel en la Capilla Sixtina…

 

 

 

 

 

 




   CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

           

CONOCE LA CÁMARA CON LA QUE GRABO MI VIDEOS

 

Panasonic HC-V180EG-K – Videocámara

(2,51 MP, MOS BSI, 25,4/5,8 mm (1/5.8″), 1,67 MP, 2,2 MP, 50x) de Panasonic
Precio: EUR 178,77 Envío GRATIS.
Precio final del producto
Videocámara Full-HD con zoom digital de 90x
La lente tiene un zoom óptico de 50x, f/1.8-4.2
Función de nivel de disparo y detección de vibración de la mano de 5 ejes
Dispone de un Sensor MOS BSI 1/5.8-type de 2.5 MP

CONOCE ESTOS LIBROS MÍOS EN BUBOK

DESEOS DE ETERNIDAD 

 PALABRAS AL VIENTO

LUCES EN LA NOCHE

     MIRADA NUEVA 

                                                       Entra:  MIS LIBROS EN BUBOK

                                                             Conoce amazon.es    AMAZON             

Conoce mi página web:

www.marinaveracruz.net

Gracias por tu visita. Si te ha gustado este artículo añade me gusta. Compártelo en las redes

 




 

FIRMES EN LA FE DE CRISTO RESUCITADO




 

 

FIRMES EN LA FE DE CRISTO RESUCITADO

 

    Estemos firmes en la fe de Cristo Resucitado, capaz de convertirse en la auténtica “roca angular”.

 

 

 

   

     La auténtica fe cristiana se debe fundamentar en la experiencia pascual de Jesús de Nazaret, vivida y testimoniada por unos testigos válidos, que puedan dar soporte estructural a una continuidad legítima entre nosotros y el mismo Jesús.

    La experiencia pascual de Jesús de Nazaret, el Cristo, se convierte en la Buena Noticia para el hombre que busca el auténtico rostro del Dios Vivo. Es el Kerigma que debe fundamentar toda la fe cristiana como su esencia más legítima y más autentica.

   La Resurrección de Jesús se levanta como alternativa ante el dolor y el sufrimiento del mundo. De hecho, para el cristiano, la última respuesta es el Sí definitivo de Dios al inocente maltratrado por el accidente de tráfico, la enfermedad, la injusticia, la tortura, el cáncer, la guerra…. y a las víctimas de los “verdugos de turno”, auténticos aliados de la muerte y la desgracia.

   La Resurrección de Jesús se levanta como la experiencia última del crucificado. Desde esa experiencia definitiva lanzamos la esperanza de que participaremos de esa misma Resurrección y afirmamos la permanencia de la identidad personal del hombre, más allá de la sepultura; al tiempo que se cuestionan posibles alternativas al final trágico del hombre como la reencarnación o la comunión plena “energética” con el aire.

     En definitiva, cimentar la fe cristiana en la esencia del Cristianismo, es decir, en el kerigma, es el reto fundamentar en esta época que nos ha tocado vivir. 

 

 

 

 

 

 

 




   CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

           

CONOCE LA CÁMARA CON LA QUE GRABO MI VIDEOS

 

Panasonic HC-V180EG-K – Videocámara

(2,51 MP, MOS BSI, 25,4/5,8 mm (1/5.8″), 1,67 MP, 2,2 MP, 50x) de Panasonic
Precio: EUR 178,77 Envío GRATIS.
Precio final del producto
Videocámara Full-HD con zoom digital de 90x
La lente tiene un zoom óptico de 50x, f/1.8-4.2
Función de nivel de disparo y detección de vibración de la mano de 5 ejes
Dispone de un Sensor MOS BSI 1/5.8-type de 2.5 MP

CONOCE ESTOS LIBROS MÍOS EN BUBOK

DESEOS DE ETERNIDAD 

 PALABRAS AL VIENTO

LUCES EN LA NOCHE

     MIRADA NUEVA 

                                                       Entra:  MIS LIBROS EN BUBOK

                                                             Conoce amazon.es    AMAZON             

Conoce mi página web:

www.marinaveracruz.net

Gracias por tu visita. Si te ha gustado este artículo añade me gusta. Compártelo en las redes

 




 




 

 

EL CREDO DE LA IGLESIA CATÓLICA




                     EL CREDO DE LA IGLESIA CATÓLICA

Lo que unifica a la Iglesia Católica es el Credo.

La fe recibida en el Bautismo necesita ser profesada, celebrada, vivida y orada.

 

I.-CREDO APOSTÓLICO


       

 


CREO EN DIOS PADRE

Creo en Dios Padre Todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra; 
CREO EN JESUCRISTO
y en Jesucristo, su único Hijo, Señor nuestro;
 que fue concebido del Espíritu Santo, 
nació de la virgen María, 
padeció bajo el poder de Poncio Pilatos;
 fue crucificado, muerto y sepultado; 
descendió a los infiernos; 
al tercer día resucitó de entre los muertos;
 subió al cielo,
y está sentado a la diestra de Dios Padre Todopoderoso; 
y desde allí vendrá al fin del mundo 
a juzgar a los vivos y a los muertos.
CREO EN EL ESPÍRITU SANTO
Creo en el Espíritu Santo, 
CREO EN LA IGLESIA
la Santa Iglesia Universal, la comunión de los santos,
CREO EN LA RESURRECCIÓN Y VIDA ETERNA
el perdón de los pecados, la resurrección de la carne y la vida perdurable.
 Amén.

.

 

 

                            II.-CREDO NICENO-CONSTANTINOPOLITANO

 

 

CREO EN DIOS PADRE
Creo en un solo Dios, Padre Todopoderoso,
Creador del cielo y de la tierra,
de todo lo visible e invisible. 
CREO EN JESUCRISTO
Creo en un Solo Señor Jesucristo,
Hijo único de Dios,
nacido del Padre antes de todos los siglos:
Dios de Dios, Luz de Luz,
Dios verdadero de Dios verdadero,
engendrado, no creado, de la misma naturaleza del Padre,
por quien todo fue hecho.
El cual por nosotros los hombres, bajó del cielo,
y por obra del Espíritu Santo
se encarnó de maría la Virgen, y se hizo hombre;
y por nuestra causa fue crucificado en tiempos de Poncio Pilato,
padeció y fue sepultado,
y resucitó al tercer día, según las Escrituras,
y subió al cielo, y está sentado a la derecha del Padre;
y de nuevo vendrá con gloria
para juzgar vivos y muertos, y su reino no tendrá fin.
CREO EN EL ESPÍRITU SANTO
Creo en el Espíritu Santo, Señor y dador de vida,
que procede del Padre y del Hijo
que con el Padre y el Hijo recibe una misma adoración y gloria,
y que habló por los profetas. 
CREO EN LA IGLESIA
Creo en la Iglesia, que es una, santa, católica y apostólica.
CREO EN EL BAUTISMO
Confieso que hay un solo bautismo para el perdón de los pecados. 
CREO EN LA RESURRECCIÓN Y VIDA ETERNA
Espero la resurrección de los muertos
y la vida del mundo futuro.

Amén.

 


 

 

 

 




 

EN BÚSQUEDA. Ivook

     

   CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

                Me gustaría que te suscribieras a mi canal: 

CANAL DE YOUTUBE FRANCISCO BAENA CALVO

CONOCE ESTOS LIBROS MÍOS EN BUBOK

DESEOS DE ETERNIDAD 

 PALABRAS AL VIENTO

LUCES EN LA NOCHE

     MIRADA NUEVA 

Entra:  MIS LIBROS EN BUBOK

 Conoce amazon.es    AMAZON

                                                           Conoce alguno de  mis blogs en Blogguer:

Conoce mi página web:

www.marinaveracruz.net

Gracias por tu visita. Si te ha gustado este artículo añade me gusta. Compártelo en las redes

 


 

JESÚS DE NAZARET ES UNA PERSONALIDAD ÚNICA




     

JESÚS DE NAZARET ES UNA PERSONALIDAD ÚNICA

 

 

 

                Conoce la fantástica personalidad de Jesús de Nazaret y lo que han opinado de él muchos a lo largo de la historia.

 

 

      Romano Guardini en su libro “La esencia del Cristianismo” afirma brillantemente: “El Cristianismo no es, en último término, ni una doctrina de la verdad ni una interpretación de la vida. Es eso también, pero nada de ello constituye su esencia nuclear. Su esencia está constituida por Jesús de Nazaret, por su existencia, su obra y su destino concreto, es decir, por una personalidad histórica”.

   Cada uno de nosotros, creyentes y seguidores de Cristo, tenemos que cimentar nuestra fe en ese Jesucristo que ha aunado con un nexo inviolable el amor a Dios y al prójimo, reafirmando como baluartes de toda una existencia auténtica el amor, la esperanza y la fe.

   Desde Jesucristo comprendemos, a la luz de toda su vida, que “Dios necesita de los hombres no para ser Dios sino para ser un Dios de hombres y mujeres” (Edward Shillebeeckx), y que es imposible gestar un credo razonable al margen de la historia del hombre, de su temporalidad, de sus angustias y esperanzas, anhelos y frustraciones, sueños y fatigas, proyectos y derrotas.

    Jesucristo es alguien muy importante en la historia occidental y es imposible conocer la historia de Europa sin su gran influencia. Jesucristo es verdadero Dios y verdadero hombre.

     “Y sucedió que mientras él estaba orando a solas, se hallaban con él los discípulos y él les preguntó: “¿Quién dice la gente que soy yo?” Ellos respondieron: Unos, que Juan Bautista; otros, que un profeta de los antiguos había resucitado”. Y les dijo: “Y vosotros, ¿quién decís que soy yo?…” (Lc 9,18-20ª)

            ¿QUIÉN DICEN LOS HOMBRES QUE SOY YO? no es una pregunta neutral o indiferente, hecha por Jesús en un pasado lejano, a hombres distintos de nosotros. Es, más bien, una pregunta permanente y personal que Jesús nos hace a ti y a mi: ¿QUIÉN DICES TÚ QUE SOY YO?

            Jesús nos pide una respuesta sincera y comprometida. Le interesa no tanto nuestra opinión acerca de él sino nuestra actitud y nuestra opción. Aceptar la pregunta es enfrentarse con el reto de una decisión como respuesta: O CON JESÚS O CONTRA JESÚS (“el que no está conmigo, está contra mí”.

 

Jesús no deja indiferente a nadie

Jn 8.48: “Es un samaritano” (Los judíos)

Jn 4,42: “eres el verdadero salvador del mundo” (los samaritanos).

Mt 11,19: “Es un comilón y borracho” (fariseos)

Jn 1,49: “Tú eres el Hijo de Dios” (Natanael).

Mt 27,63: “es un mentiroso”(sacerdotes y fariseos).

Jn 1,29:”Este es el Cordero de Dios que quita el pecado del mundo” (Juan Bautista)

Jn 1,41: “Hemos encontrado al Mesías” (Andrés).

Jn 7,20: “Está loco” (gente)

Jn 20,28: “Señor mío y Dios mío” (Tomás).

Mc 3,21: “No está en sus cabales” (parientes).

Gandhi: “Jesús es la figura más grande de la historia”

Tagore: “Si los cristianos fuerais como vuestro maestro, tendríais ya la India a vuestros pies”

Ibn Arabí: “Aquel cuya enfermedad se llama Jesucristo ya no se puede curar”

Eddy Merck: “Deseo dar a conocer a Jesús a todos aquellos que no le conocen. Para mí Cristo tiene una presencia continua en toda mi vida. Creo profundamente en El, en su historia y en su divinidad”

Rahner: “Cristo es la respuesta total a la pregunta total del hombre.

Luis Fernández: “soy lo que soy, porque he encontrado en Jesucristo la fuente de dos grandes valores de mi vida: la libertad y el amor.

Dostoievski: “No hay nada más hermoso, más profundo, más amable, más razonable, más valiente, más perfecto que Cristo, y me digo a mí mismo con amor celoso que no puede haber nadie más perfecto”.

Madre Teresa de Calcuta: Monja misionera y “madre” de numerosos desheredados de Calcuta (India).

Martín Luther King: Negro americano. Pastor evangélico. Su arma fue el amor.

Francisco de Asís: Hijo de un mercader de Asís. Lo abandona todo  tras su conversión a Cristo. Su fuerza espiritual radica en un amor incondicional a Cristo y a las criaturas.

Teresa de Jesús: Monja carmelita avileña, que inició la reforma del Carmelo. Su actitud vital fue la búsqueda de la verdad para vivir en ella dentro de la Iglesia.

Charles de Foucauld: Buscó un ideal de ocultamiento e imitación a Jesucristo, “que ocupó hasta tal punto el último lugar que nadie se lo puede arrebatar”.

 

                                                                            Descargar para ampliar

 

 

 



 

 

   CANAL DE YOUTUBE DE FRANCISCO BAENA CALVO

           

CONOCE ESTOS LIBROS MÍOS EN BUBOK

DESEOS DE ETERNIDAD 

 PALABRAS AL VIENTO

LUCES EN LA NOCHE

     MIRADA NUEVA 

                                                       Entra:  MIS LIBROS EN BUBOK

                                                             Conoce amazon.es    AMAZON             

Conoce mi página web:

www.marinaveracruz.net

Gracias por tu visita. Si te ha gustado este artículo añade me gusta. Compártelo en las redes